Se necesita evaluar programas y fortalecer la prevención para mejorar la seguridad en México

14482

Se necesita evaluar programas y fortalecer la prevención para mejorar la seguridad en México

Al participar en el Grupo de Trabajo para la Transición Hacendaria, de la Cámara de Diputados,  en el que se habló sobre el documento dedicado a seguridad, Dalia Toledo, directora de Finanzas Públicas y Anticorrupción de Ethos, abordó tres temas primordiales: hacia dónde se están dirigiendo los recursos, qué ocurre con los fondos federales destinados a los estados y qué se está haciendo en materia de prevención.

Sobre el primero, destacó la apuesta del presidente Andrés Manuel López Obrador por fortalecer la Guardia Nacional, a la que se destina 58% de los recursos de asuntos públicos y seguridad interior, es decir, 6 de cada 10 pesos. Desafortunadamente, dijo, se ha identificado que no existen indicadores para medir su desempeño.

“Al hablar de seguridad y del presupuesto asignado para ello, hay dos cosas fundamentales: conocer quién se está llevando la mayor parte de los recursos a nivel federal y evaluar los resultados que se están obteniendo”, puntualizó.

Respecto a los fondos federales en materia de seguridad que se transfieren a las entidades federativas, señaló que la Auditoría Superior de la Federación ha detectado irregularidades desde hace años, que no han sido subsanadas, como el hecho de que al hablar de resultados, se haga solo una lista de actividades, sin mostrar el impacto que estas tienen.

Una propuesta para resolver la situación es implementar algún esquema internacional, como los Acuerdos Basados en Resultados, que permitirían “transitar a un punto más intermedio sobre rendición de cuentas sobre el uso de recursos enfocados a resultados, y no tanto a cumplimiento de actividades”.

Y finalmente, destacó que en temas de seguridad, la prevención del delito debería ser una apuesta, y desafortunadamente en un análisis realizado por Ethos se observa que la política preventiva no está pensada realmente para atacar las causas de la inseguridad y la violencia.

“Para prevenir el delito sí necesitamos enfocarnos en zonas de mayor riesgo, pero también en diseñar políticas. Hay que entender el problema y las causas estructurales de la violencia en distintas zonas y diseñar un programa adecuado. La política social, digamos, no es el equivalente a la prevención del delito”.

En esta reunión también participaron Eduardo Guerrero Gutiérrez, director general de Lantia Intelligence; Alberto Pérez Pacheco, coordinador de Seguridad del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria; Arturo Piñeiro Monreal, coordinador de Justicia del Instituto Mexicano para la Competitividad; e Iván Benumea Gómez, coordinador del Programa de Justicia Fiscal de Fundar, Centro de Análisis e Investigación.

CONTENIDO RELACIONADO